Se cayó desde dos metros de altura. Pegó con su cabeza en el piso. Su madre, en una crisis de nervios, pidió auxilio porque su hijo estaba sin vida. Quedó internado en el Hospital Materno Infantil.
 
La Policía volvió a salvar la vida de un niño. Hace cuatro días atrás, oficiales del Sistema de Emergencia 911, lograron reanimar a un bebé de 18 meses, cuando este había sido ahorcado por la pareja de su madre. El jueves, la Policía otra vez noticia por resucitar a un niño de 5 años que había caído de un árbol de una altura de 2 metros.
 
El hecho sucedió en una vivienda de la Manzana 361 del barrio Siglo XXI donde los agentes que se dirigieron al lugar constataron la presencia del menor tendido en el suelo. El mismo se encontraba inconsciente y su madre con una crisis nervio. Esta, a los gritos, manifestaba que su hijo se había caído del árbol desde una altura de 2 metros impactando la cabeza en forma violenta en el suelo, y que se encontraba sin vida.
 
De inmediato los policías procedieron a realizarle las maniobras de resucitación logrando reanimar al menor, que fue trasladado por una ambulancia del SAMEC al Hospital Materno Infantil, donde se le diagnosticó "traumatismo de tórax por caída de altura".
 
Fuente: El Tribuno