Friday, 20 Abril 2018

 
Santa Fe – Tras la peor elección en muchos años, la alianza oficialista dejo en claro que son un porcentaje mínimo como expresión electoral y que adolecen de una minima legitimidad real. El fantasma del fraude volvió esta vez convertido en tragedia. NI BINNER FUE AL BUNKER LUEGO DE CONOCIDO LOS RESULTADOS.
 
Según Rosario 12 “Poco después de las 22, se anunció que Binner no llegaría al Centro de Cómputos, como tampoco el candidato a diputado Hugo Marcucci. Sí estuvo Chiqui González junto a otros dirigentes.
 
"Cerrá que nos vamos", bromeó uno de los pocos dirigentes que puso la cara en el bar El Cairo, el centro de cómputos del Frente Progresista Cívico y Social, cuando llegaron los primeros números. Es que nadie, ni el más pesimista, esperaba un cuarto puesto. Apenas se conocieron los resultados de manera extraoficial, los voceros comunicaron que Hermes Binner y Hugo Marcucci no asistirían al centro de cómputos, a pesar de que una hora después del cierre del comicio habían comunicado que ambos se harían presentes a las 21. Solo pusieron la cara segundas y terceras líneas como las diputadas Inés Bertero y Alicia Gutiérrez. Se excusó la falta de datos provenientes de las mesas testigo, "que el clima complicó" y que habían preferido aguardar al final del escrutinio oficial, entrada la madrugada. Por eso, "mañana (por hoy lunes) vamos a hablar con los medios".
 
A las 21.44, arribaron el secretario personal de Binner, Ricardo Attala, y Sol Delgado, la pareja del ex gobernador. Mientras los medios desmontaban sus equipos, sorprendieron con su visita algunos candidatos a diputados de la lista, como Chiqui González, Pablo Lamberto, Mónica Peralta y Juan Cruz Cándido, el candidato regional al Parlasur Carlos Comi, el diputado nacional Pablo Javkin y el legislador provincial Maximiliano Pullaro. Tras una entrevista que dieron juntos, el concejal rosarino respiró aliviado, aunque traspirado, y soltó un sincero: "Lo del aumento del boleto es un tema fácil al lado de esto". Otros, en tanto, defendían que habían puesto la cara, en detrimento de aquellos que eligieron resguardarse. Incluso, criticaban en voz baja al socialismo, cuyos máximos referentes prefirieron no mostrarse como los padres de la dura derrota.
 
Como argumento, repitieron la dificultad que le generó al Frente el hecho de no apoyar a un candidato presidencial. La estrategia de la boleta corta "no era sencilla, lo sabíamos", confió una legisladora, pero nadie imaginó que, bajo el liderazgo de un ex gobernador, habría que conformarse con un cuarto puesto. "Estamos conformes", intentó alentar Javkin, mientras atrás, en un LED, Margarita Stolbizer, la presidencial que apoyó el socialismo pero solo de modo declamativo, enfrentaba a un grupo de periodistas en Buenos Aires. El diputado de Ari-Coalición Cívica se abrazó al recuerdo de que en las elecciones provinciales pasadas "también se hizo una muy mala primaria y después nos recuperamos". Pero está claro, las circunstancias son ampliamente distintas.
 
En tierras de la Boleta Unica, abundaron las críticas contra la boleta sábana que se utilizó ayer. "El autor de la Boleta Unica, como te extrañé Javkin hoy", se lamentó Chiqui, mientras Binner y Marcucci seguían las declaraciones a unas cuadras, con la firme decisión de hablar "hoy", tal como prometieron sus voceros”.
 

 
 

© Edición 24 "Otra parte de la realidad" 2005-2014. Todos los derechos reservados